Testimonios Hospital

Foto2

Paciente: José Yancarlos Fúnez Ramírez

  • 29 octubre, 2013 20:32

Compartir este Artículo

El padre de José los dejó a él, a su hermanito y a su madre, cuando José tenía más o menos un añito, y no les ayudó económicamente durante todo ese tiempo; hace un mes lo deportaron, y hace pocos días comenzó a trabajar, ahora está comenzando a ayudar con algo poco, pero necesario para ellos. La madre no ha podido trabajar desde que él y su hermano nacieron, ya que son gemelos; más todos los cuidados especiales que demanda José por su problema de malformación congénita.

José y su hermano nacieron en el Hospital Dr. Mario Catarino Rivas, mediante cesaria realizada a su madre, por lo que al momento de nacer, el médico no pudo hablar con la madre, sino que habló con el padre acerca del problema de malformación con el que nació José. Pero el padre no informó a la madre acerca de lo que el médico le había explicado a él. Y cuando le dieron orden de salida al hermanito de José, la madre no sabía por qué no le entregaban los 2 niños; ella fue a verlo a Neonatos, y la enfermera le preguntó si ella ya sabía que lo iban a operar? Con lo cual la sorprendió, pues no sabía nada. Luego el médico habló con ella y le explicó todo, incluyendo qué era lo que le iban a hacer (una colostomía) y cómo debía cuidarlo y limpiarlo, y que cuando el niño estuviera un poco más grande se le tendrían que realizar 2 cirugías más. Durante este tiempo la alimentación era normal, pero se tenía que mantener el cuidado especial a la hora del aseo del niño, la limpieza del área de la colostomía, y que esta quedara debidamente cubierta para evitar infecciones.

Todos los meses tenía la consulta con el cirujano en el Hospital Mario Rivas, hasta que el mismo médico la remitió al Hospital Ruth Paz, en donde vino a consulta 2 veces previas a la cirugía, que se programó para el 22 de Oct del 2012, y fue realizada en el Hospital Ruth Paz, por una contribución mínima; ella averiguo y el cirujano también le informó acerca del costo de la cirugía que le practicaron a su hijo, y era arriba de Lps. 100 mil; en el Hospital regional Dr. Mario Catarino Rivas también se paga una suma por la cirugía, y comenta que es mayor a la que ella pago en Ruth Paz “… además de que no hay nada de medicamentos, si uno tiene que comprar desde el algodón y las jeringas, todo” agregó.

Después de esto se mantuvo con el niño una dieta especial durante los primeros meses, pero ya después una dieta normal.

“Después de esta cirugía, tuve problemas con mi familia, porque me decían que no le hiciera las dilataciones que me indicó el médico, que yo era grosera y un montón de cosas, pero yo tenía que hacerle lo que el médico me indicó por la salud de mi hijo, y esperaba cuando ellos no estaban para hacérselas”.

 

Para esta tercera cirugía (y última) que fue realizada justamente 1 año después de la anterior (22 de oct 2013) comenta que tanto ella como otros padres de familia pedían al cirujano que las cirugías se practicaran en el Hospital Ruth Paz, y fue una alegría saber que así sería, “como la mayoría ya sabíamos cómo era el Hospital y la atención; uno prefiere este Hospital, algunos padres que era primera cirugía aquí en el Hospital Ruth Paz creían que aquí sería más caro que en el Catarino al ver el Hospital, y cómo lo atienden a uno, y cuando supieron que pagarían menos, que alegría y que bendición, tenemos suerte de que nos remitieran aquí por la salud de nuestros hijos”.

Comentó que en esta ocasión realizó un aporte aún menor que en la ocasión anterior, debido a que un médico se comunicó con el cirujano para cubrir una parte de los gastos de cada paciente de la Brigada, colaborando así con los pacientes directamente y con la Fundación Ruth Paz. “El tratamiento de mi hijo termina aquí, solamente hay que seguir las consultas que indique el médico y los cuidados que le recomiendan a uno; pero ya no hay más cirugías, eso me explicó el médico, y estoy muy contenta, porque mi hijo ya queda normal después de esta operación”.

Donar Aquí
La Fundación Ruth Paz es una organización sin fines de lucro que está exenta de impuestos federales bajo el artículo 501(c)(3). Las contribuciones que se reciben pueden ser deducidas del impuesto sobre la renta.

Desarrollo y Asesoria Web por: Activa! Solutions